miércoles, 10 de noviembre de 2010

Sinestesia anestesia



Traer a la mente es
secuestrar,
un leve recuerdo,
¡plas!
Despegar percepciones
de las paredes del cráneo.
Olfatear el origen
e imaginarse
cualquier principio.

Instinto es gatear
por pieles,
sentirse un niño,
ver todo desde abajo
y
cambiar la óptica.

Traer de vuelta
es
agarrar por el pescuezo a un sentimiento
y proyectarlo en la retina.
Somos un cine,
y esto es solo
una película más.

Cambiar planos y filtros,
cambiar los colores.
Traerse el pasado
y convertirlo en presente-futuro.
Continuidad,
continuar.

Llevarse a la boca
es cerrar el grifo de la imaginación gustativa.
Tenemos autonomías
y por eso
el corazón no entiende de normas.
No más.

Traerse a la mente cada parte,
cada gesto,
esas cosas
es
secuestrarse a una misma
en una espiral.

Palpar
es siempre dar besos
en las clavículas de las chicas guapas.
Es sentir más allá.
Todos los tonos de suavidad,
los sonidos de una piel,
¿a qué sabe un aliento?
Sinestesia,
anestesia
y
recordar.

Traerte con las manos
de las paredes de mi cráneo
y hacerte el amor.

Romper todo esto
y
leve, secuestrarte.
Arte.

2 comentarios:

Butterflied dijo...

Me quito el sombrero, me encanta. Me ha resultado super estimulante e inspirador.

Mikel Nhao dijo...

Muy bueno, enhorabuena


.Tienes el mundo en la palma de la mano y la poesía en los pulmones.