viernes, 30 de septiembre de 2011

fear

Cuando asustan las palabras.
Ese momento del día en el que te invade no sé qué cosa que no puedes controlar
y aun así eres consciente
de que hay palabras que asustan, desmoronan
y no vienen a cuento.

Pero tienes esa necesidad de hacerte oír,
de que te callen de una u otra manera,
de golpear fuerte unos tímpanos cualquiera
con todas esas sílabas
que
entiendo
que
asusten.

Lo entiendo.
Dan tanto miedo
que incluso a mí
me da miedo hasta pensarlas.

Es como traerte de vuelta una y otra vez
y querer
una y otra vez
que tomes conciencia de ello.
Y da miedo eso, eh, mucho miedo.


No hay comentarios:


.Tienes el mundo en la palma de la mano y la poesía en los pulmones.